miercoles, 22 de septiembre

Ciudad Real

Visita nuestra página en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Instagram Síguenos en YouTube
Buscar
Logotipo de Ciudad Real Digital

Sociedad

Sánchez: El Gobierno tiene un "plan riguroso, serio y solvente" para abaratar el recibo de la luz

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha afirmado en el Senado que su Ejecutivo está impulsando las energías renovables como fuente para garantizar un precio de la luz más barato.

Imprimir noticia

Durante su intervención en la sesión de control al Gobierno celebrada en el Senado, Pedro Sánchez ha trasladado un mensaje de tranquilidad a los consumidores, a las pequeñas y medianas empresas y a las industrias: van a pagar a final de año lo equivalente a lo que pagaron en el año 2018.

Para alcanzar este objetivo, el presidente ha recordado que su Ejecutivo está impulsando reformas estructurales, iniciativas para proteger a los consumidores vulnerables y para que los beneficios extraordinarios que recaudan las compañías energéticas reviertan en beneficio de los consumidores finales, así como medidas fiscales para amortiguar el alza de los precios mayoristas en el mercado internacional de la energía.

En respuesta a los senadores del Grupo Parlamentario Popular, Javier Maroto, y del Grupo Parlamentario Vasco, Estefanía Beltrán, quienes se interesaron por las acciones del Ejecutivo para minorar la factura de la luz, el presidente ha defendido que ningún Gobierno ha protegido tanto a los consumidores vulnerables como lo está haciendo el actual. "Estamos haciendo un plan riguroso, serio y solvente", ha dicho.

"Tenemos a más de 1.100.000 familias vulnerables protegidas con todo el escudo social que hemos desplegado a lo largo de estos tres años", ha añadido Sánchez.

Impulso a las renovables

El presidente ha afirmado que los inversores internacionales han reconocido que el Gobierno está apostando decididamente por la energía renovable como la más competitiva para afrontar la adaptación al cambio climático y como fuente para garantizar un precio de la luz más barato.

Pedro Sánchez también ha recordado que el Consejo de Ministros aprobó en junio la reducción al 10% el IVA de la factura de la luz y hoy ha acordado rebajar del 5,1% al 0,5% el Impuesto Especial de la electricidad, ha suspendido hasta final de año el 7% del Impuesto sobre el Valor de la Producción de Energía Eléctrica y ha establecido un Suministro Mínimo Vital que prohíbe el corte del servicio por impago a los beneficiarios del Bono Social Eléctrico durante seis meses adicionales a los cuatro ya existentes. Además, aprobó el primer marco normativo para los consumidores electrointensivos.

"Esto es lo que está haciendo el Gobierno, un esfuerzo de merma de la recaudación que representa en estos seis meses 2.000 millones de euros", ha remarcado.

Por otra parte, el jefe del Ejecutivo ha argumentado que cada vez es mayor el número de países de la Unión Europea que están sufriendo el alza del precio del gas y del precio de la energía en los mercados internacionales y que están empezando a tomar medidas en el ámbito nacional, a la espera de que se modifique el marco legislativo comunitario.

A este respecto, Pedro Sánchez ha asegurado que España está en contacto con el vicepresidente primero de la Comisión Europea, Frans Timmermans, y con otros gobiernos para actuar en el ámbito europeo.

Mesa de diálogo con Cataluña

Pedro Sánchez ha asegurado a Mirella Cortés, portavoz del Grupo Parlamentario Esquerra Republicana-Euskal Herria Bildu, que mañana asistirá a la Mesa de Diálogo entre los Gobiernos de España y Cataluña con "la voluntad, la actitud, la determinación y la responsabilidad de Estado de tratar de resolver este problema en Cataluña y de Cataluña con el conjunto del país".

Sánchez ha afirmado que, para avanzar en este diálogo, es necesario empezar a hablar de las cosas en las que ambas partes se sientan más cercanas y no anclarse en programas de máximos, como la convocatoria del referéndum de autodeterminación y la amnistía que le ha reclamado Cortés en su intervención.

Sánchez ha recordado que en los últimos diez años los sucesivos presidentes de la Generalitat han presentado a los presidentes del Gobierno español -Mariano Rajoy y él mismo- distintas demandas para justificar el conflicto político. "De esos 45 puntos hay uno en que efectivamente, nos oponemos radicalmente, que es el referéndum, no solamente porque está fuera de la Constitución, sino porque creemos que fracturaría más a la sociedad catalana", ha dicho, "pero hay otros 44 puntos en que nos podemos entender, como memoria democrática, inversiones, financiación, fondos europeos, convenios de capitalidad cultural con Barcelona y un largo etcétera".

El presidente ha señalado que, después de la pandemia, las prioridades en la sociedad catalana, como en el conjunto de la española, son completamente distintas y que lo que ambas quieren es superar esta etapa, hacer de la recuperación económica una recuperación justa que llegue a todos y aprovechar la enorme oportunidad de modernización que ofrecen los fondos europeos.

Finalmente, Sánchez ha solicitado a las instituciones catalanas que reconozcan la diversidad de la sociedad catalana - "el 27% del censo el pasado 14 de febrero votó a formaciones independentistas y un porcentaje semejante votó a formaciones no independentistas"-, que dialoguen con quienes no comulgan con su hoja de ruta y que hagan autocrítica respecto a lo sucedido en 2017, "que no puede volver a ocurrir porque no se puede vulnerar la Constitución ni la legalidad democrática, y si estamos aquí los gobiernos es para construir convivencia y cohesión".