jueves, 17 de enero

Ciudad Real

Visita nuestra página en Facebook Síguenos en Twitter
Buscar
Logotipo de Ciudad Real Digital

Sufrir tres agresiones sexuales me fortaleció... porque me enseñó a construir mis propias defensas

Juliette Binoche, actriz

Sociedad

2019 es el momento de acabar con la precariedad y la desigualdad

El secretario general de CCOO Ciudad Real, José Manuel Muñoz, ha mostrado hoy su esperanza de que 2019 sea "un buen año. Es el momento de acabar con la precariedad y la desigualdad"

Imprimir noticia

Muñoz ha subrayado que esto se puede conseguir con la negociación colectiva en la provincia y que se puedan alcanzar buenos acuerdos con la patronal empresarial. Así lo ha afirmado hoy durante un encuentro que ha mantenido con los medios de comunicación en un desayuno informativo en el que ha dado a conocer las perspectivas y retos del sindicato para este año. Muñoz ha confiado en que se desbloquee la negociación colectiva de tres importantes convenios colectivos en la provincia, de Comercio, de Limpieza y de Madera, que afectan más de 16.000 trabajadores de la provincia en su conjunto. Ha recordado que alguno de estos convenios, como el de la Madera, lleva desde 2013 sin negociarse lo que ha supuesto que los trabajadores de este sector, unos 3.100, se hayan quedado desde entonces sin sus correspondientes subidas salariales. El pasado año, ha reconocido, "logramos por fin sentar a la patronal en la mesa de negociación, lo que ya consideramos todo un triunfo y este año lo que queremos es cerrar finalmente la negociación".

Sobre el convenio del Comercio ha asegurado que "es el momento" de alcanzar un acuerdo porque "no tiene sentido que conteniendo las mismas peticiones que tenía el de Hostelería, que sí se firmó en 2018, la patronal se niegue a firmarlo".

El líder sindical ha explicado que en 2019 se abre también la negociación de importantes convenios colectivos, como el del Metal, que afecta a 14.000 personas; el Textil y 1.500 trabajadores; el Transporte de Viajeros con otros 1.500 afectados, y de Pompas Fúnebres, que incide en un centenar de trabajadores.

El objetivo que se ha marcado CCOO "es lograr unos acuerdos que contemplen subidas salariales por encima del 2 % y que incluyan mejoras sustanciales en las condiciones laborales de los trabajadores", ha enunciado.

Otro de los grandes retos que se ha marcado el sindicato para este año, ha añadido, "es seguir creciendo en el número de afiliados con el fin de dar una mayor cobertura a los trabajadores", que en la actualidad roza los 11.000 en la provincia, que aún no alcanza los niveles de afiliación que se daban en el 2008. "La intención de CCOO es seguir ganándose la confianza de los  trabajadores y, ahora que se recuperan las condiciones económicas y el empleo, recuperar también los niveles de filiación", ha subrayado. En este sentido, ha mandado un claro mensaje a los trabajadores para que "participen en los sindicatos de clase" y que "confíen en CCOO como el que mejor los puede representar".

José Manuel Muñoz ha añadido, entre los retos, la lucha contra la precariedad laboral que se está produciendo actualmente porque, aunque ha creído "positiva" la recuperación del empleo, "no lo es el que los trabajadores vena cómo son contratados con contratos precarios".

También se ha referido a las políticas de planes de empleo puestas en marchas por administraciones como el Gobierno regional o la Diputación provincial que están permitiendo a muchos trabajadores reinsertarse en el mercado laboral.

A preguntas de los periodistas, sobre la puesta en marcha del Aeropuerto de Ciudad Real, ha asegurado que sólo han mantenido algún contacto con los nuevos dueños sin que les hayan podido garantizar que "de momento hubiera seguridad en el empleo". En todo caso, ha dicho que CCOO si va a tratar de defender "si se necesitan empleos en el aeropuerto, que se rescate a aquellas personas que en su día perdieron su puesto de trabajo y siguen aún en paro".

Y ha  incluido que en un año electoral como este le gustaría que "los futuros gobiernos que surgieran de las urnas fueran progresistas".