viernes, 19 de octubre

Ciudad Real

Visita nuestra página en Facebook Síguenos en Twitter
Buscar
Logotipo de Ciudad Real Digital

Ya no hay tiempo para lo superfluo

Martin Scorsese, director de cine, Premio Princesa de Asturias de las Artes 2018

Sociedad

Nueva cruzada para evitar la explotación minera del Campo de Montiel

Imprimir noticia

Luis Díaz-Caho, alcalde de La Solana, junto a los responsables de la plataforma contra la explotación minera

La Plataforma ‘Sí a la Tierra Viva’ no cesa en su empeño de frenar los intentos de explotación minera en nuestro suelo, sobre todo cuando exigiría una cantidad de agua ingente en comarcas que no pueden permitírselo. La Solana, puerta de entrada al Campo de Montiel, escenificó un nuevo episodio de esa lucha mediante una charla informativa apoyada sin fisuras por el Ayuntamiento. El título no podía ser más claro: ‘Quantum Minería se quiere apropiar de tu agua’. El alcalde, Luis Díaz-Cacho, intervino incluso como ponente.

“Ahora quieren extraer agua en cantidades astronómicas, superiores incluso a las concesiones que tienen muchos pueblos del Campo de Montiel”, declaró Pablo Vidal, vocal de la plataforma. Reveló que Quantum Minería ha solicitado sondeos a más de 300 metros en Torrenueva y quiere apropiarse de una masa de agua equivalente a la extensión de las Lagunas de Ruidera.

La Junta rechazó el proyecto de Tierras Raras con una declaración negativa de impacto ambiental, pero Quantum recurrió y ahora pide agua para lavar mineral. La pelota está en el tejado de la Confederación Hidrográfica del Guadiana, que tiene que decir si concede o no ese agua a esta empresa. Aunque la explotación minera no saliera adelante, el gran miedo de la plataforma es la sola concesión del agua, que permitiría a Quantum Minería venderla a terceros, incluso para suministro humano. “El problema es que es una masa de agua no catalogada y si logran la concesión serán los propietarios”, argumenta Vidal.

‘Sí a la Tierra Viva’ confía en que la CHG deniegue esos derechos y no pararán de presionar para evitar lo que, insisten, sería un desastre para el futuro de nuestros pueblos, que en su mayor parte viven de la agricultura. Creen que la solución es sencilla, “que la Confederación catalogue esa masa de agua y la conceda a los pueblos para su abastecimiento y desarrollo, sin más”.

Pablo Vidal agradece el apoyo de la Junta, de la Diputación y de la mayoría de Ayuntamientos, excepto Torrenueva y La Torre de Juan Abad, más reacios. Pero sí la población, su gran fuerza. “Se presentaron 14.000 alegaciones y hemos tenido las mayores manifestaciones que se recuerdan”.

‘Sí a la Tierra Viva’ valora mucho el apoyo social y político de La Solana, con la fuerza de sus 15.500 habitantes. El alcalde, Luis Díaz-Cacho, encabeza un apoyo unánime de la Corporación y participó activamente en la charla. Dijo que existen dos modelos. “Uno, las minas, que no garantiza ningún futuro a nuestros hijos, y otro, la defensa del medio ambiente, del turismo, de la industria agroalimentaria y del mundo rural en el que queremos seguir viviendo”.