martes, 5 de marzo

Ciudad Real

Visita nuestra página en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Instagram Síguenos en YouTube
Buscar
Logotipo de Ciudad Real Digital

Sanidad

Más de 200 profesionales de Atención Primaria y Comunitaria actualizan las competencias clínicas y no clínicas de la especialidad

La directora general de Atención Primaria, Ángeles Martín, ha destacado la importancia de "trabajar apostando por las sinergias con las sociedades científicas" para prestigiar la especialidad y abordar los retos de la cronicidad, la fragilidad y la salud mental desde la Medicina de Familia como "eje vertebrador del sistema de salud".

Imprimir noticia

Más de 200 profesionales de Medicina Familiar y Comunitaria de Castilla-La Mancha analizan hoy en Ciudad Real los retos de la Atención Primaria entre los que se encuentran el abordaje de la cronicidad, la fragilidad o la salud mental en un contexto de desarrollo sostenible o despoblación, entre otros.

Variables que “ponen de manifiesto la necesidad de la Medicina de Familia y Comunitaria, de los equipos multidisciplinares, en el obligado camino de posicionar a la Atención Primaria como el eje vertebrador del sistema de salud”.

Así lo ha explicado la directora general de Atención Primaria del SESCAM, Ángeles Martín, durante la inauguración de la jornada ‘APDAY’, una actividad formativa organizada por la Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria (SEMFyC) y su filial en Castilla-La Mancha.

Martín ha destacado la necesidad de “trabajar apostando por las sinergias con las sociedades científicas, con las distintas instituciones, organismos, poniendo de manifiesto la necesidad de prestigiar la especialidad”.

La jornada de ‘APDAY’, que se celebra este jueves en Ciudad Real, es un programa formativo trianual online que se complementa con jornadas presenciales y que persigue actualizar las competencias clínicas y no clínicas que forman parte del plan de la especialidad de Medicina Familiar y Comunitaria. 

Un encuentro profesional, ha dicho Martín, que pone de manifiesto “la potencia y calidad del programa formativo ‘APDAY’ que se ha consolidado como formación de calidad y excelencia para la especialidad”.

Con un impacto no solo para los profesionales que se forman sino también con los ciudadanos y ciudadanas a través de la traslación de los conocimientos a la práctica clínica en el seguimiento de la historia familiar de cada persona en cada consulta de Atención Primaria, ha destacado la directora general

“Indudablemente la formación es una apuesta segura”, ha incidido Martín, ya que es necesario tener profesionales con una formación sólida y eso obliga a la revisión de competencias clínicas y no clínicas y a una actualización mantenida de las novedades científicas para trabajar con criterios de calidad y excelencia.

Este año, en la especialidad de Medicina Familiar y Comunitaria se han cubierto por segundo año consecutivo el 100 por cien de las plazas, pasando de las 27 plazas que se ofertaban en el año 2015 a las 99 plazas de la actualidad.

La formación de residentes “sienta las bases para generar talento que son un gran pilar sobre la que cimentar la asistencia sanitara del futuro”, ha concluido la directora general de Atención Primaria.